• Redacción
  • Noticias
  • 956

 

Más de 150 años de historia demolidos en cuestión de minutos. Que fácil se viene abajo el peso de los recuerdos en sus inmediaciones, de su singular silueta, de su colorado esplendor y de sus anécdotas narradas por los mayores y no tan mayores del lugar que han paseado a su lado. Todo se vino abajo en aquella trágica tarde del viernes 28 de abril que desgraciadamente quedará para el más lúgubre recuerdo patrimonial de la ciudad de Loja. Bueno, de Loja y de toda su provincia, porque la “Estación  Vieja” de Loja ha sido un emblema más de todos los lojeños.

En aquella tarde las redes sociales evidenciaron la catástrofe minuto a minuto. Los incrédulos, que pensaban que aquello era una broma, aprovecharon su paseo vespertino para comprobar por sí mismos que era cierto que una excavadora destruía este edificio ante la pasividad de todos. Lo cierto es que la demolición comenzaba unas horas antes, por la mañana, pero no fue hasta pasado el medio día cuando el boca a boca y sobre todo los teléfonos móviles propagaron la noticia.

Con los escombros amontonados era el momento de depurar responsabilidades y conocer el motivo de tal atropello a la ciudad. El primero que mostró su sorpresa sobre el terreno fue el alcalde de Loja, Joaquín Camacho. En una primera valoración de urgencia junto a varios de los integrantes de su equipo de gobierno, Camacho señaló su desconocimiento de esta actuación y ya en ese primer momento exigió se den las explicaciones oportunas a la ciudad de Loja y que se reconstruya la estación tal y como estaba hace unos días. «Piedra sobre piedra y ladrillo sobre ladrillo tenemos que recuperar ese patrimonio histórico con un gran valor sentimental para muchos ciudadanos lojeños», apunta el alcalde.

El primer edil lojeño no ha dudado en oponerse a esta actuación del ministerio de Fomento, aunque sea de su mismo color político. “En diferentes reuniones se venía hablando de la restauración y rehabilitación del edificio, nunca de su demolición”, apunta Camacho y “eso es lo que estábamos negociando», aseguró. Incluso, se recuerda ahora que en diferentes comparecencias del entonces subdelegado del Gobierno, Santiago Pérez, se habló del aprovechamiento de la antigua estación mediante una remodelación sustancial. Pero eso no ha sido lo que ha sucedido.

 

Redacción del proyecto

Literalmente, el proyecto en el que se habla de lo demolición de la antigua estación, se recoge que «por el mal estado de conservación del actual edificio de la estación de Loja, se decide su demolición. Se realiza una estimación económica del coste de demolición y se establecen las pautas y metodología necesarias para llevar a cabo las obras de demolición del edificio. El presente proyecto no incluye el proyecto de demolición de la Estación de Loja. Previamente a la demolición del edificio, es necesario redactar un proyecto de demolición realizado por un técnico competente». Precisamente este último punto es a lo que se refiere el alcalde de la localidad cuando se pregunta si el Ayuntamiento debió haber tenido conocimiento del mismo y por tanto no era de recibo su demolición a espaldas del consistorio.

 

Rechazo a la totalidad del proyecto

 

El PSOE de Loja reitera “lo que se viene defendiendo por parte de los socialistas desde hace más de ocho años, y es el rechazo a la totalidad del proyecto del AVE a su paso por Loja mientras no sea la Variante Sur”.

El Portavoz del PSOE y Secretario General, Juan Francisco Mancilla ha manifestado que “los acuerdos plenarios del 12 de febrero de 2013 representan la unidad de los partidos políticos y la sociedad ante una chapuza anunciada que en el PP rompieron por intereses partidistas”.

“El derribo de la Estación de Loja no es más que la punta del iceberg de un proyecto dañino que jamás hemos querido y al que le queda, por desgracia, mucho que mostrar aun. Además no cuadran las versiones entre el mismo Alcalde y el Concejal de Urbanismo lo que ahonda aún más el problema”, afirma Mancilla.

Para el Secretario General del PSOE “es indecente que se derribe la estación, se mienta por parte del PP  y encima se culpe a la oposición del derribo por parte del Gobierno local para desviar la atención. En política como en cualquier trabajo hay que asumir responsabilidades y ser honestos con los vecinos a los cuales servimos, nosotros dijimos no al proyecto antes y ahora y quien diga lo contrario miente”.

El PSOE reclama al alcalde que si de verdad quisiera unidad en este tema, primero asumiría errores y pediría responsabilidades empezando por su Concejal de Urbanismo  y segundo convocaría la unidad a la que hace referencia en la Subdelegación del Gobierno en Granada, poniendo autobuses como ha hecho para otras concentraciones que le han interesado políticamente, y en las del AVE nunca ha estado” concluye Mancilla.

 

Atentado al patrimonio

 

El portavoz de la asociación «AVE sí pero no así», Gonzalo Vázquez, ha exigido explicaciones al Ayuntamiento de Loja de por qué ha permitido el derribo de la estación cuando conocía el proyecto. «AVE sí pero no así» responsabiliza al alcalde y pide explicaciones concretas sobre quien realizó los informes que por acción u omisión permitieron a Fomento llevar a cabo el derribo. La asociación pide, de nuevo, la paralización de toda la actuación ya que considera que el derribo del edificio de la estación de Loja, siendo importante por el símbolo que supone y el atentado al patrimonio histórico en un edificio de 150 años, es la menor de las agresiones a todo el entorno afectado por una obra que intenta meter con calzador un tren AVE por un trazado y unos túneles del siglo XIX.

Precisamente, esta asociación no ha querido mantener el foco únicamente en la demolición de la estación. La plataforma ‘Ave sí, pero no así’ de Loja ha presentado una denuncia ante la Guardia Civil en la que advierte de las consecuencias de las obras de la Alta Velocidad en el yacimiento íbero romano situado en la zona de Puente Quebrada, más concretamente en el paraje conocido como El Tajo del Búho.

En la denuncia el colectivo recuerda que la zona está protegida en la Carta Arqueológica de Loja. Y advierte de que las obras del AVE están afectando al yacimiento.

Se trata, según se recoge en la Carta Arqueológica de Loja, de «un promontorio calizo, que controla el paso del río Genel al Noroeste de la ciudad en su contacto con las estribaciones del Hacho, donde se estrecha».

‘Ave sí, pero no así’ pone los hechos en conocimiento de la Guardia Civil para que consten estos problemas ante el Seprona y también las delegaciones de Medio Ambiente y Cultura de la Junta de Andalucía.

La plataforma ya advertía de que los trabajos en la zona estaban perjudicando a los agricultores y ganaderos de la zona, que no podían transitar por el paraje. En una inspección en el paraje, comprobaron que las obras están afectando al yacimiento y denunciaron los hechos.

 

Contra el clamor de los vecinos

 

La delegada del Gobierno, Sandra García, ha exigido al Ministerio de Fomento que las obras del AVE “no atropellen el patrimonio cultural de esta provincia ni el clamor de los granadinos contra un AVE falso e improvisado,  que supone una estafa y un agravio más para Granada”.

Estas afirmaciones se producen tras el derribo de la estación de viajeros de Loja y la alerta por la posible afección de las obras al yacimiento arqueológico en este municipio. “Exigimos la construcción  de la variante sur del AVE para que no divida por la mitad el casco urbano de Loja ni discurra sobre una vía del siglo XIX”, asegura la delegada, que vuelve a reiterar que “Granada está clamando por un AVE de verdad, con entrada soterrada en la capital, de doble vía, ancho internacional,  en igualdad de condiciones que el resto de provincias”.

Según la representante del Gobierno andaluz en la provincia, el Gobierno central “está ninguneando a Granada con un proyecto de AVE que es un engaño, con el aislamiento ferroviario de más de dos años y la exclusión del Corredor Ferroviario, por no hablar de otros temas como las interferencias en la capitalidad judicial de Granada”.

En cuanto a posibles daños arqueológicos de las obras del AVE en Loja, técnicos de la Junta inspeccionaron ayer las obras y la Delegación de Cultura está valorando la actuación para que ésta se desarrolle con todas las garantías para el patrimonio.

 

“Innecesaria e injusta”

 

El presidente de la Diputación de Granada, José Entrena, también se ha referido a la antigua estación lojeña. Entrena ha tildado de “innecesaria e injusta” la destrucción de esta muestra del patrimonio lojeño y también ha pedido responsabilidades al ministerio por esta actuación. De igual modo, el presidente ha reclamado la construcción de la variante sur del AVE cuyo trazado discurre por la ladera de la sierra de Loja en lugar del actual que ejecuta Fomento por el casco urbano de la localidad y sobre una vía ferroviaria del siglo XIX que está siendo acondicionada para la alta velocidad.

Ha añadido que «el actual proyecto del Ministerio de Fomento niega a Granada el transporte de viajeros y mercancías previsto en el Corredor Ferroviario insistiendo que «Granada merece un AVE de verdad de doble vía, ancho internacional y electrificado».

 

 

 

Adif confirma al alcalde que no reconstruye estaciones que no sirvan para uso de viajeros y vierte la responsabilidad en Fomento

 

El alcalde de Loja, Joaquín Camacho, acompañado del teniente de alcalde delegado de Urbanismo, Joaquín Ordóñez, acudió en la tarde del pasado lunes a Madrid para reunirse con el presidente, Juan Bravo, y la directora general de Explotación y Construcción de ADIF, Isabel Pardo. Tras la cita el regidor afirmó que Adif había admitido que no comunicó al consistorio la modificación de remodelación a derribo de la Estación Vieja de Loja. Una afirmación que según un comunicado a un periódico provincial quedó desmentida horas después por el propio Adif, que reiteró que dicha demolición venía contemplada en el proyecto que se le remitió al consistorio en el año 2015.

Preguntado el regidor por dicha dualidad de información insistió en que Adif no informó directamente de dicha demolición como le admitieron sus propios representantes. Camacho insiste en que desde Adif se le ha manifestado que se debería de haber llamado al consistorio para informarles del inicio del derribo, algo que no se hizo. A pesar de ello, desde Adif entienden que informaron al enviar el proyecto de 2015 donde se contempla dicha actuación.

En dicha cita también se quedó claro que Adif no reconstruirá la estación al entender que no es de su competencia al estar ya construida otra parada. Con ello vertió toda la responsabilidad al Ministerio de Fomento, quien tendrá que decidir si atiende o no las reclamaciones del consistorio lojeño. Para ver los avances en ese sentido habrá que esperar a una prometida reunión con representantes de Fomento, algo de lo que informó la diputada del PP, Concha de Santana en la manifestación del pasado viernes. Camacho cree además el apoyo de sus compañeros en su reclamación, al afirmar que le consta que el presidente del PP granadino, Sebastián Pérez, trabaja para que “más pronto que tarde” se reconstruya la Estación de Loja.

Redacción

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *