• Carlos Molina
  • Noticias
  • 46

 

Pronto hará un año sin truchas en Riofrío. Una ausencia que es sufrida por los numerosos hosteleros de esta pedanía lojeña. La pesca siempre ha estado ligada a la actividad económica de la considerada puerta del turismo lojeño. Dicha situación parece que pronto llegará a su fin, si atendemos al acuerdo existente a nivel estatal entre PP, Cs, PNV y PDECat, para atender a la modificación de la Ley de Patrimonio Natural y Biodiversidad que impide la repoblación y pesca de la trucha Arcoíris al considerarla especia invasora.

Esa posibilidad se materializó este pasado 18 de abril dentro de la comisión de Agricultura y Medio Ambiente del Congreso. Con ellos se abre la puerta a que ciertas especies exóticas invasoras, que hasta ahora debían ser exterminadas se les legalice a través de una figura legal nueva: la especie exótica invasora naturalizada, con la que se alude a los ejemplares que fueron introducidos sin una prohibición previa expresa, en los que no está demostrado que causen perjuicios ecológicos y que tienen un interés económico, algo que cumple al detalle la Trucha Arcoíris de Riofrío.

El texto presentado por el PP buscaba permitir la caza y la pesca de ciertas especies invasoras en áreas ocupadas antes del 2007. Sin embargo, un fallo en la votación de enmiendas del PDECat y PNV, permitió la aprobación de una enmienda de Unidos Podemos para eliminar ese importante apartado. A pesar de ello se replicó que este asunto “se subsanará en el Senado” para con posterioridad volver a votarse en el Congreso y ser efectiva con su publicación en el BOE.

Aunque no hay plazos seguros para la vuelta de la Trucha a Riofrío, el alcalde de Loja, Joaquín Camacho, quien se congratuló del avance de la modificación, espera que como muy tarde para finales de verano esto sea una realidad. La concejala de Turismo, Paloma Gallego, y el alcalde pedáneo, Alejandro Aguilera, mostraban su satisfacción al entender que ello supondrá un revulsivo para el turismo del municipio.

Carlos Molina

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *